Conecta con nosotros

Arte y ciencia

Deconstruyendo murallas

Nelson Ibarra Canul

Publicado

en

La semana pasada la Secretaría de la Cultura y las Artes de Yucatán (SEDECULTA), convocó a representantes de galerías de arte de Mérida, Tizimín y Motul a una reunión virtual para abordar los protocolos de salud referentes al regreso a las actividades de acuerdo con el Semáforo Estatal de COVID-19 (coronavirus).

En la junta participaron representantes de espacios dedicados a la promoción y difusión de las artes visuales como Nahualli, La Sala, Le Cirqué, La Escalera, Calle Estampa, La Cúpula, Casa Óom, Galería México, Imagine, por mencionar algunas. Un servidor formó parte como Director de Operaciones de Mácula ArtEstudio, un sitio de colaboración entre artistas localizado en Mérida.

Previo a la misma, se nos cuestionó sobre las afectaciones de la pandemia a nuestras labores, las acciones que tomamos al respecto, y las estrategias conjuntas que podría tomar el sector para impulsar a la comunidad artística.

En torno a esas interrogantes, surgieron un par de reflexiones. La primera y más importante: cerrar las puertas de los espacios culturales significó dejar de percibir ingresos económicos a través de la compra y venta de obra al menudeo.

Precisamente ante el panorama económico local actual y las necesidades de la población, en nuestra entidad se permitirá reanudar las actividades en espacios culturales dentro del semáforo naranja, aun cuando la Guía Básica de Reapertura de Espacios Culturales, elaborado por las Secretarías de Cultura y Salud del Gobierno Federal, indica que solo deberán abrir cuando el semáforo esté en amarillo y verde.

Sin embargo, en dichos establecimientos se deberá cumplir con disposiciones de higiene y garantizar la distancia física, con citas previas para los procesos de entrega y recepción de productos, lo cual obligará a quienes poseen espacios culturales a considerar el entorno inmediato y estar pendientes de los datos de información pública respecto a la pandemia.

Quienes integramos la comunidad artística presentamos diferentes propuestas y escenarios sobre la activación económica del sector. Si partimos desde el punto de vista de que ser artista es, en muchos casos, una profesión imposible sin el apoyo y la promoción de las propuestas, sean legítimas o no mediante la exposición al público, se requiere un mayor interés por adquirir obras, comprarlas en función de su valor adquirido al ser un producto humano que comunica ideas, emociones y significados dependiendo de quién lo adquiere.

En este sentido se han llevado a cabo diferentes estrategias y se han creado apoyos económicos para que las creaciones sean originales, ya sea a través de becas federales, estatales o municipales, pero aún falta ver la compra – venta de obras de arte como un mercado de inversión económica, sobre todo para empresas locales.

Entonces, se requieren más ventas y menos exposiciones: actualmente gran parte del presupuesto público se destina al montaje e inauguración de exposiciones, sin que ello signifique un verdadero beneficio para los bolsillos de quienes realizamos esa labor. Es necesario recordar que cada obra tiene un costo que generalmente cubre el artista. Por otro lado, la promoción y difusión requieren gran esfuerzo y sacrificio para no caer en la especulación y ofrecer un costo operativo que mantenga los precios accesibles al público, que la mayor parte del tiempo considera que no puede adquirir obras de arte a un costo justo.

Otra apuesta del sector es la activación del modelo digital para las ventas y difusión, como las subastas en línea, concursos de dibujo, convocatorias para producir obra o contenidos de entretenimiento, promoción de créditos para incentivar negocios, entre otras ideas, pues no hay que perder de vista que quienes se encargan de espacios culturales también requieren resolver gastos operativos como rentas, electricidad, alimentos, salud, vivienda, educación y por supuesto, la producción de obras.

La carga para las familias de las y los artistas conlleva generar espacios para la producción de obras por encargo o comisión, debido a la alta dificultad de posicionar obra original. En otras palabras, comercializar obra original es muy complicado si no se pertenece a un sistema que sepa invertir en arte. Sin embargo, una gran cantidad de artistas adolecen de experiencia y renombre en los altos círculos de adquisición de obra de artistas locales. Valdría la pena cuestionarnos qué se puede hacer sobre este punto.

El futuro: tomando en cuenta que se reconoce la colaboración y el apoyo solidario para salir avante en el sistema económico que se ha detenido en varios niveles, recuperar las dinámicas de flujo de capital tendrá que pasar por una revisión humanista del valor del arte y quienes lo producen; así como de las y los inversionistas, promotores, gestores y las o los consumidores.

Los procesos para consolidar obra y artistas, para renovar los canales de distribución y exposición aún son inciertos, pero es imprescindible dignificar la labor artística e incentivar fiscalmente la adquisición de obra, para otorgar una vida digna a quienes se dedican a crear en sus diferentes ámbitos.

México es un país de artistas, de grandes culturas, de oficios ancestrales de artesanía, de propuestas innovadoras y valientes, y también de personas críticas a todo ello. La legitimidad y la legitimación son competencias contantes, cuyos frutos no han madurado de manera colectiva. La expectativa es que la reunión virtual nos permita avanzar sin dejar rezagados espacios y propuestas, para formar públicos especializados y coleccionistas, para dignificar y resinificar la labor artística en lo local y alcanzar nuevos paradigmas fuera del Estado.

REFERENCIAS:

https://contigoenladistancia.cultura.gob.mx/assets/uploads/blog/documentos/guia-reapertura-espacios-ok.pdf

https://reactivacion.yucatan.gob.mx/registro.php

También te puede interesar: Deconstruyendo murallas

Pasión por el lenguaje

¡Cuidado con la concordancia!

Idalia Cabrera

Publicado

en

No tener en cuenta la concordancia obligada entre sujeto y verbo (en cuanto a número y persona) puede dar lugar a malentendidos. Una amiga me comentó lo siguiente: “Fuimos al cine con mi novio”. Llena de curiosidad le pregunté:

¿Ustedes dos y quien más?

Nadie, solo él y yo.

Pero ocurre que la forma verbal “fuimos” está conjugada en primera persona del plural. En tal caso el sujeto está omitido, y es “nosotros”, de ahí la pregunta de quién, además de ella, fue al cine.

Para una formulación correcta de la frase, si el hablante persiste en omitir el sujeto, podría resultar así: (Yo) Fui al cine con mi novio. (Primera persona del singular, y el verbo en singular).

Otra variante sería un sujeto compuesto: Mi novio y yo fuimos al cine. (Sujeto compuesto de tercera persona del singular –él, mi novio– y primera persona del singular –yo- y el verbo en plural).

Cuidado, amiga que has cometido un error sintáctico que debes resolver; si me dices “Vamos con ni novio a comer”, me voy a dar por invitada.

También te puede interesar: Pasión por el lenguaje

Continuar Leyendo

Arte y ciencia

Genera gran preocupación la misteriosa muerte de cientos de elefantes en Botsuana

Avatar

Publicado

en

Un informe habla de 356 muertes de elefantes, aunque por ahora no se han confirmado todas.

La misteriosa muerte de al menos 275 elefantes en el delta del Okavango, en el norte de Botsuana, mantiene intrigados a conservacionistas y científicos, informaron las autoridades. Los decesos, que en contraste los conservacionistas cifran en más de 300, han ocurrido sin violencia y sin que se hayan podido atribuir a ningún veneno conocido o enfermedad.

“Hemos recibido un informe sobre la muerte de 356 elefantes, y hasta ahora hemos confirmado la muerte de 275 paquidermos”, señaló el director de Parques Nacionales y Vida Silvestre de Botsuana, Cyril Taolo. “La causa de su muerte está siendo determinada. El ántrax [o enfermedad del carbón] está excluido. Tampoco se sospecha de los cazadores furtivos, ya que los animales fueron encontrados con sus colmillos” agregó.

El gobierno de Botsuana informó en un comunicado emitido este jueves que las investigaciones respecto a la muerte sin explicación de los elefantes aún están en proceso. Por su parte, el Ministerio de Medio Ambiente puntualizó que muestras de los restos de los animales se estaban analizando en tres laboratorios de Zimbabue, Sudáfrica y Canadá.

Elefante débiles, letárgicos y desorientados

La ONG conservacionista Elefantes Sin Fronteras (EWB, por sus siglas en inglés) afirmó que en sus sobrevuelos han encontrado que elefantes de todas las edades están muriendo. Al 25 de mayo habían contabilizado 169 paquidermos muertos, y al 14 de junio otros 187.

La organización estima que la muerte de alrededor del 70 por ciento de ellos se remonta “a aproximadamente un mes, mientras que la muerte del 30 por ciento restante parece más reciente, entre un día y dos semanas”.

“Varios elefantes vivos que observamos parecían débiles, letárgicos y demacrados. Oros parecían desorientados, con graves dificultades para caminar y presentaban signos de parálisis parcial o de cojera “, indicó el director de EWB Mike Chase, quien agregó que “se observó a un elefante caminando en círculos e incapaz de cambiar de dirección pese a que otros miembros del rebaño lo alentaban”.

Por su parte, el biólogo Keith Lindsay, especialista en la preservación de la fauna, señaló que los paquidermos parecen haber “muerto repentinamente en algunos casos”. “Los restos que estamos analizando son de elefantes que cayeron sobre su esternón mientras caminaban, lo que es muy inusual”, explicó a la agencia de noticias AFP.

Los conservacionistas han criticado la lenta respuesta de las autoridades de Botsuana, país que alberga alrededor de 130,000 elefantes en libertad, un tercio de la totalidad de la población de paquidermos en África.

También te puede interesar: Nacen ocho crías de lobo mexicano, especie en peligro de extinción

Continuar Leyendo

Etnografía

Cuidado de la riqueza artesanal del oriente yucateco

Carlos E. Gómez Sosa

Publicado

en

Las artesanías son una de las múltiples manifestaciones de la cultura maya. Representan la actividad mediante la cual los pueblos mesoamericanos expresan su concepción de la belleza, en lo ritual y lo profano, a través de objetos efímeros o perdurables. Las artesanías son una expresión fundamental de la cultura maya yucateca. Esta actividad se realiza, generalmente, en unidades familiares o grupales de producción, en el interior de las comunidades rurales y urbanas de la entidad.

Es necesario reconocer el papel relevante de la producción artesanal en nuestro estado, pues representa la continuidad de una tradición cultural y, al mismo tiempo, una alternativa económica para el ingresó familiar. En Yucatán, las artesanías representan un importante ingreso para la economía familiar de quienes están dedicados a la producción de diferentes tipos de piezas. Se  calcula que actualmente existen 15,000 artesanos, en su mayoría mayas, dedicados a esta actividad en diferentes géneros artesanales

Entre estos géneros podemos destacar algunos por su tradición, y otros por el número de familias que lo trabajan.  Una región donde existe una riqueza de géneros artesanales es el oriente de Yucatán: bordados, en Temozón; talabartería y joyería, en Valladolid; tallado de piedra y tejido de Henequén, en Tixhualactún; tejido de bejuco y bordados, en Ebtún; tallado de madera, en Chemax y Pisté; elaboración de hamacas, en Chichimilá y Tekóm; así como alfarería, en Uayma, como los más representativos

En Valladolid, se concentran hoy día los artesanos para comercializar sus productos; pero, lamentablemente, continúan exponiendo sus trabajos a la interperie, exponiéndose a los problemas del tiempo y a las quejas de los empresarios locales; situación que generó, por varios años, su expulsión del parque, así como el decomiso de sus productos.  

Por otra parte, algunos géneros artesanales presentan limitaciones para su desarrollo: descapitalización, falta de promoción, carencia de instrumentos de trabajo; en otros, como la talabartería y la joyería, actividades que han dado renombre a Valladolid, cabe vez son menos los artesanos dedicados a esta actividad, pues los pocos que trabajan hoy día tienen problemas por la escases y carestía de su materia prima.    

En el caso de Valladolid, será necesario impulsar acciones para contribuir al fortalecimiento de las artesanías con un verdadero programa integral; no solamente atendiendo los problemas de comercialización, sino las condiciones en que trabajan; es necesario fortalecer los diversos géneros artesanales, desde una perspectiva de su origen y su importancia dentro del patrimonio cultural de Yucatán, resaltando primordialmente que se trata de una producción respetable, digna y constitutiva de nuestra identidad.

Una contradicción absurda: a pesar de la enorme riqueza de productos artesanales en la región (9 diferentes: bordado, hamacas, tallado de piedra y madera, joyería y platería, talabartería, alfarería, tejido de henequén y bejuco), son desconocidos en los mercados locales, y mucho más en los nacionales e internacionales, en comparación con la cantidad de artesanías de otros estados que inundan la zona arqueológica de Chichen Itzá.

Asimismo, existe una total desvalorización hacia el arte popular por parte de nuestra sociedad.  La falta de promoción en las artesanías del oriente del estado, ha generado cambios en la utilidad de los productos. Asimismo, hasta ahora no se cuenta con un diagnostico actual sobre la problemática de los diversos géneros artesanales en el oriente del estado, que permita orientar interinstitucionalmente programas, proyectos y acciones encaminadas a su desarrollo.

Por eso, las pocas acciones realizadas por las instituciones hacia el trabajo artesanal han sido de manera dispersa y aislada, desvirtuando, en algunos casos, el trabajo artesanal, por lo cual se considera importante generar foros de expresión sobre la problemática artesanal con los diversos grupos de productores con el fin de generar acciones incluyentes de coordinación que permitan apoyar realmente el trabajo artesanal acorde con las expectativas sociales y culturales en el oriente de Yucatán.

También te puede interesar: Ba´ax pasa brother

Continuar Leyendo

RECOMENDAMOS