Conecta con nosotros

La Nación y el Mundo

Madre América: Cuba

Avatar

Publicado

en

La villa de San Cristóbal de La Habana, que este año arriba a su quinto centenario, al parecer fue bautizada con ese nombre en alusión al patrono de viajeros y navegantes. El poblado fue el sexto asentamiento creado en 1514 por los conquistadores españoles en su avance por la costa sur hacia el occidente de Cuba, pero no quedó en su actual posición hasta cinco años después, según demostró Jenaro Artiles. Su primer asentamiento estuvo en la costa sur, en la desembocadura del río Mayabeque, en el golfo de Batabanó, seguido de un segundo poblado, que el propio Artiles ubicó en las márgenes del rio Casiguaguas (Almendares), en La Chorrera (Puentes Grandes), a los que se alude en las antiguas actas del cabildo de manera imprecisa como pueblo viejo.

El desplazamiento de La Habana a la parte septentrional de la isla fue espontáneo y lento, sin una fecha exacta de fundación.  Por eso, a fines de los años cuarenta del siglo pasado el propio Artiles señaló con claridad que: “No consta en ninguna parte, ni se puede asegurar seriamente que este llamado traslado hubiese tenido lugar en un día determinado, menos aún el 16 de noviembre de 1519. Y mucho menos puede ser cierto que en la fecha indicada se celebrara en la actual Plaza de Armas de La Habana una misa solemne para consagrar la fundación, ni que la oficiara el padre Las Casas; ni que se reunió el primer cabildo, todo bajo una ceiba que allí existía. Una tradición muy posterior, y no anterior a la mitad del siglo XVIII en que fue recogida y perpetuada oficialmente, nos trasmitió noticias imprecisas y desde luego poco o nada fundadas, de tales acontecimientos, que no abonan ninguna razón histórica.”

En definitiva, La Habana, cuya denominación se asocia a Habaguanex, nombre del cacique indígena que gobernaba la región, fue creciendo en forma desordenada en el litoral septentrional de la isla, en la orilla izquierda de una bahía de bolsa que desde 1508 los españoles denominaban puerto Carena, pues allí los primeros navegantes carenaron sus barcos. Su nuevo emplazamiento atrajo nuevos pobladores, pues tenía muchas ventajas, entre otras, su cercanía a México, cuya conquista comenzaba entonces por Hernán Cortés, sus mayores facilidades para la navegación y la acogedora rada, a lo que había que sumar su proximidad a las tierras donde según viejos documentos “tenían todos los más vecinos de La Habana sus estancias”.

Hacia la cuarta década del siglo XVI, después de la conquista de México y Perú, de explorado el canal de la Florida y conocidas mejor las corrientes marinas y los ritmos cíclicos de los vientos del Atlántico, se establecieron rutas más ventajosas para la navegación entre Europa y el Nuevo Mundo. La Habana, además de su estratégica ubicación ofrecía a los navíos una segura y espaciosa bahía, lo que explica que Santo Domingo dejara de ser la escala más frecuentada en los viajes al continente. La preeminencia habanera se confirmó definitivamente en 1561 al instaurarse el sistema de flotas. La ciudad cubana, sería considerada por Real Cédula de 1634 como La llave del Nuevo Mundo o Antemural de las Indias Occidentales.

Continuar Leyendo
Clic para comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La Nación y el Mundo

Mujeres del cine mexicano lanzan el movimiento #YaEsHora

Avatar

Publicado

en

Fuente: https://www.diezminutos.es/telenovela/g28190653/premios-ariel-ganadores-protestas-actrices/

En la 61 entrega de los premios Ariel 2019 que se celebró este lunes 24 de junio, más de 50 mujeres actrices, productoras, directoras y otras tantas que laboran en la industria cinematográfica desfilaron por la alfombra roja portando un pañuelo rojo en la muñeca como símbolo del nuevo movimiento #YaEsHora.

Previamente a la entrega de los Ariel 2019, leyeron un pronunciamiento en el que calificaron el movimiento MeTooMx como un estallido que era inminente y que abrió una conversación entre las mujeres de la industria cinematográfica. Sostuvieron que en el movimiento #YaEsHora que conforman, con todas sus diferencias, coinciden en algo: la única solución es hacer comunidad para transformar la industria, inicialmente a partir de tres ejes: cero tolerancia a la violencia de género, paridad laboral e historias con perspectiva de género.

El movimiento busca erradicar la violencia de género, el acoso y crear condiciones de igualdad en la industria del cine. Motiva también a las mujeres a romper el silencio ante alguna situación de vulneración de sus derechos humanos, asegurándoles que cuentan con su apoyo como comunidad y las animan con el lema: «no estás sola, estamos juntas».

“Si tenemos un privilegio lo usaremos para abrir las puertas para todas, porque los privilegios de algunas no son sinónimo de igualdad para ninguna, todas somos parte, guionistas, fotógrafas, directoras de arte, maquillistas, editoras, productoras, críticas, estudiantes y promotoras nos hemos encontrado y ya no vamos a soltarnos”, expresó la actriz Paula Amor e invitó a las mujeres parte de la industria del cine a sumarse a esta iniciativa en el sitio web de www.yaeshoramx.org

Entre las mujeres que forman parte de esta iniciativa están Marina de Tavira, Yalitza Aparicio, Ilse Salas, Cassandra Ciangherotti, entre muchas otras.

#YaEsHora es un movimiento que lucha por la inclusión y respeto de los derechos de todas las mujeres, aunque enfocado particularmente en la industria del cine mexicano. Esta iniciativa es una muestra más de la conciencia que se está generando para desarrollar una sociedad sin violencia en la que hombres y mujeres puedan convivir libremente.

Continuar Leyendo

La Nación y el Mundo

Tampa, la ciudad con más árboles en el mundo

Avatar

Publicado

en

Tampa es una ciudad de la Bahía de Tampa, en la costa oeste de Florida, conocida por sus innumerables museos y diversos atractivos. Pero ahora tiene un punto más a su favor tras ser considerada la ciudad con más árboles en el mundo, según el proyecto Treepedia del MIT, en colaboración con el Consejo de la Agenda Global del Foro Económico Mundial sobre el futuro de las ciudades y la comunidad Global Shapers del Foro Económico Mundial.

Una cobertura arbórea del 36.1% y una densidad de población de 1,283 habitantes por kilómetro cuadrado, la hicieron acreedora a este título que, por las actuales condiciones ambientales del planeta, representa un importante reconocimiento.

Comprometida con la conservación y el mejoramiento, la ciudad de Tampa implementa además el Programa de Árbol Comunitario, que de manera gratuita brinda a los individuos y asociaciones vecinales árboles para plantar en terrenos de la ciudad, vías verdes y derechos de paso de las calles. El Equipo de Silvicultura Urbana es responsable del cuidado y mantenimiento de los árboles en los 178 parques de la Ciudad y 1,441 millas de derechos de paso en las calles. Esto incluye la poda adecuada, la plantación y la eliminación de árboles peligrosos para un dosel de árboles seguro y sostenible.

Además, por este cuidadoso trabajo dedicado a los árboles, Tampa fue designada nacionalmente en 1981 como Tree City USA por la National Arbor Day Foundation, que reconoce la labor de los funcionarios electos, el personal y los ciudadanos que reforestan y cuidan el bosque comunitario.

Continuar Leyendo

Madre América: Paraguay

Recorrido académico por Paraguay con Richard Alan White

Sergio Guerra Vilaboy

Publicado

en

A fines de los setenta cayó en mis manos un libro inédito que poseía la Casa de las Américas, fechado en 1976, titulado La primera revolución popular en América, Paraguay (1810-1840) del historiador estadounidense Richard Alan White (1944-2016). La obra me impresionó, pues restituía brillo a la figura del prócer paraguayo José Gaspar de Francia, vilipendiado por la historiografía liberal positivista.

Después supe que su autor había sido alumno de Lewis Hanke, quien lo animó a especializarse en ese tema para su tesis doctoral. Gracias a becas de las fundaciones Woodrow Wilson y Fulbright-Hays, White pudo revisar archivos en España, Argentina y Brasil, así como en el lúgubre Paraguay de Stroessner. En la tierra guaraní, además de desarrollar su investigación, el historiador norteamericano ayudó a muchos perseguidos por la sangrienta dictadura que lo creía un diplomático de Estados Unidos. Soy testigo del agradecimiento que le profesan desde entonces muchos paraguayos.

Doctorado en la Universidad de California, Los Ángeles, Richard Alan fue después profesor en dos universidades californianas, colaborador del gobierno de Jimmy Carter, cuando visitó Cuba, y más tarde fue miembro de Amnistía Internacional. Su libro es considerado un clásico y después de su edición por la revista Estudios Paraguayos, de la Universidad Católica de Asunción, se convirtió en el único miembro extranjero del Instituto de Investigaciones Históricas Dr. José Gaspar de Francia. Su infinita generosidad lo llevó a donar a Paraguay la documentación recopilada –fotocopiada o digitalizada-, extraída del país tras la Guerra de la Triple Alianza.

Nos conocimos al llegar a Paraguay a fines de febrero de 2011, invitados por el gobierno de Fernando Lugo. Nuestro anfitrión era el Consejero de Administración de Itaipú, exsenador y líder del Partido Liberal Radical Auténtico, Domingo Laino, figura emblemática de la lucha contra la dictadura de Stroessner, también con una obra significativa sobre el doctor Francia. Además de nosotros dos, también estaba convidado el prestigioso historiador argentino León Pomer, muy conocido por su extraordinario libro revisionista: Guerra del Paraguay Gran Negocio! (1968). Los cuatro íbamos a disertar y debatir sobre la controvertida personalidad del fundador del Paraguay en el bicentenario de su independencia.

El debut del singular cuarteto de historiadores fue el 1 de marzo en una céntrica plaza de Asunción, frente a la Casa de la Independencia, por la conmemoración nacional del día de los héroes, en presencia de una gran concurrencia, la televisión nacional y extranjera, así como del propio presidente Fernando Lugo. Al día siguiente, tras un intento frustrado por el mal tiempo de viajar a Cerro Cora, a la ceremonia por la caída en combate del Mariscal López, almorzamos con el propio mandatario paraguayo en la residencia presidencial de Mburuvicha Róga.  Como parte del intenso programa, fuimos en avioneta fuera de la capital, lo que nos permitió, además de hablar en centros de educación y otras instituciones, conocer las ruinas de las misiones jesuitas, las impresionantes cataratas de Iguazú y la monumental hidroeléctrica de Itaipú, así como recorrer Encarnación de Itapúa y Ciudad del Este.

Casi al finalizar la gira académica, ofrecimos una conferencia de prensa que debía cerrar después de White, quien entusiasmado no paraba de hablar. Laino me hizo una seña para que mi intervención fuera breve, por lo que me limite a decir que no me quedaba tiempo, pero que podían palpar las consecuencias del boqueo norteamericano a Cuba, inesperada broma que provocó la risa de los asistentes. Richard Alan White, a quien todavía alcance a ver otra vez en Asunción, en un congreso de la Asociación de Historiadores Latinoamericanos y del Caribe (ADHILAC) donde ofreció una conferencia magistral, falleció el 6 de julio de 2016 en su residencia de Maryland, y sus cenizas fueron trasladas al Paraguay, país al que estaba unida su vida y su obra.

Continuar Leyendo

BOLETÍN FRACTO

RECOMENDAMOS