Conecta con nosotros

Voz de la Península

Piden suspender a policías que detuvieron a mujeres en la marcha feminista

Lilia Balam

Publicado

en

El Colectivo Indignación denunció las detenciones violentas del #25N ante el Gobierno del Estado y el Órgano de Control de la SSP. Las mujeres que fueron arrestadas también interpusieron cinco quejas contra la SSP ante la  CODHEY y solicitaron a ese órgano medidas cautelares para garantizar su seguridad.

A través de una queja ante el Gobierno del Estado y el Órgano de Control de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), el Colectivo Indignación solicitó la suspensión de los policías que detuvieron de manera agresiva a siete mujeres previo a la marcha por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, en tanto concluyen las investigaciones del caso. Las afectadas también interpusieron cinco quejas contra la SSP ante la Comisión de Derechos Humanos del Estado (CODHEY) por detenciones arbitrarias, amenazas, tocamientos en partes íntimas y tratos inhumanos.

En la denuncia administrativa, se solicita al Ejecutivo local y a la Secretaría la emisión de medidas cautelares, como la suspensión de los elementos que participaron en el operativo del pasado 25 de noviembre, en tanto se realizan las pesquisas de lo ocurrido. También se pide una explicación pública del suceso, medidas de no repetición y realizar un procedimiento disciplinario ante la Comisión de Honor de la SSP, explicó el asesor jurídico de Indignación, Jorge Fernández Mendiburu.

“Es vergonzoso que después de tanto tiempo no haya ningún comentario ni posicionamiento público del Gobierno del Estado. Tendría que ser el primer interesado en garantizar que esto no suceda, en investigar y sancionar. La impunidad solo genera repetición de actos, y ninguna paz puede estar sustentada ni garantizada en la violación de los derechos fundamentales de los habitantes”, apuntó.

De igual forma, las mujeres afectadas interpusieron cinco quejas contra la SSP ante la CODHEY: una por intento de arresto y las otras cuatro por detenciones arbitrarias. De acuerdo con sus testimonios, los uniformados las maltrataron y amenazaron durante los arrestos y el traslado a los separos.

“A ver si se les quitan las ganas de andar protestando, pendejas”, “si no se callan me las voy a chingar”, “si queremos aquí las aventamos y nadie va a saber dónde quedaron” y “a ver si van a querer seguir puteando en las marchas, deberían estar en sus casas”, son algunas de  las frases que los policías les dijeron durante las detenciones del pasado 25 de noviembre, según un comunicado al que dieron lectura.

Las denunciantes recalcaron que una menor de edad fue esposada, procedimiento contrario a lo que indica la Ley Nacional del Sistema de Justicia para Adolescentes, y también sufrió un intento de ahorcamiento. Además, los jaloneos y golpes ocasionaron una amenaza de aborto en una mujer embarazada, quien tuvo que ser trasladada al Hospital General “Agustín O’Horán”.

Las jóvenes también solicitaron a la CODHEY medidas cautelares, pues temen por su seguridad. “Hay miedo y desconfianza, ellas han acudido a actividades donde hay policías y se tienen que retirar por el impacto psicoemocional”, dijo Fernández Mendiburu.

También te puede interesar: Exigen investigar detenciones realizadas en la protesta feminista del #25N

El abogado precisó que la CODHEY tiene la facultad de notificar a la Fiscalía General del Estado  (FGE), si considera que se cometieron delitos en los hechos denunciados, por lo que la expectativa es que así lo haga, para iniciar la investigación penal correspondiente.

“Quisiéramos que el interés del estado fuera ser un ejemplo a derechos humanos, que se entendiera que respetar los derechos es una obligación, no solo no contradice la seguridad, sino que es condición de ella”, comentó Martha Capetillo Pasos, integrante de Indignación, quien también condenó a los medios de comunicación que criminalizaron la marcha feminista y a las mujeres que participaron en ella.

Como se ha comunicado en Informe Fracto, el día de los hechos tres mujeres interpusieron quejas ante la CODHEY por las detenciones. Es decir, ya serían ocho las denuncias por esos acontecimientos.

Voz de la Península

VAMOS A CONVERSAR CON CANCÚN

Jorge González Durán

Publicado

en

Tenemos que conversar con Cancún. Tenemos que conversar con la ciudad. Tenemos que saber sus sentimientos, sus querencias y sus sueños.

Cancún, como todas las ciudades, tiene su propio lenguaje para comunicarse. Por eso no sólo hay que prestar oídos a lo que piensa y siente sino dialogar con ella. Cancún necesita conversar con sus hijos.

Conversar es el supremo arte de la comunicación humana.

Cancún ha estado en silencio durante muchos años. Nosotros hemos hablado mucho y ella nos ha escuchado paciente. Ahora necesitamos escuchar su voz. Poner el oído en sus muros, no sólo ver sino escuchar el mensaje de sus calles, de sus piedras, de sus árboles.

Tiene muchos secretos que contarnos. No sólo somos sus habitantes, necesitamos ser más que eso. Necesitamos ser sus confidentes. Y no debemos traicionar su confianza.

Tenemos que confiarle también nuestros sentimientos reprimidos por años; decirle en voz baja nuestros pesares; y sobre todo decirle que no la hemos dejado de querer así hayan pasado los años. Juntos, ella y nosotros, resistimos y sobrevivimos a los huracanes, y juntos, ella y nosotros, vamos a vencer a los desalmados que la ofenden y día a día y que nos acechan embozados a la vuelta de la esquina.

Ya va a cumplir 50 años y todavía luce esbelta, galana y señorial. Nuestro amor la podría sanar de sus quebrantos y quizá aliviar del desasosiego de los días turbios.

No la dejemos sola. Vamos a conversar con ella. Vamos a decirle que nos sentimos orgullosos de su historia y de las voces que la cuentan. Pero necesitamos saber su versión de los hechos. Que nos diga si somos lo que esperaba. Que nos reclame si es necesario.

Vamos a conversar con ella en cualquier sitio, a cualquier hora. Vamos a presentársela a nuestros hijos y nietos, que no la conocieron de niña mimada, la niña de nuestros ojos.

No la dejemos sola. Vamos a darle un momento o varios momentos de nuestro tiempo. Escuchemos su palabra radiante.

Nuestro amor deberá decantarse en la añoranza del fuego de los primeros tiempos y en la emoción de los años por venir.

Quisiera decirle que los que se fueron antes de tiempo, nunca es tiempo para irse, aquí siguen.

También te puede interesar: México cambió con Cancún

Continuar Leyendo

Voz de la Península

CODHEY abre queja por el ataque con gas. Autoridades culpan a fuereños

Lilia Balam

Publicado

en

El Secretario Ejecutivo de la CODHEY, Gustavo Arjona Canto insistió en que nada justificaba el uso de gas lacrimógeno contra los manifestantes.

La Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Yucatán (CODHEY), abrió una queja de oficio para investigar los hechos violentos ocurridos el día de ayer durante una protesta contra el reemplacamiento, en la cual un elemento de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), lanzó una granada de gas lacrimógeno contra los manifestantes,  informó el Secretario Ejecutivo de ese organismo, Gustavo Arjona Canto.

El funcionario calificó como lamentable el episodio de violencia registrado minutos antes de que el gobernador Mauricio Vila Dosal emitiera su primer informe como titular de la administración estatal. Recalcó que nada justifica el uso de gas lacrimógeno contra ciudadanos que ejercen su derecho a manifestarse.

“La libertad de expresión es un derecho fundamental, inalienable y constituye una lucha que en México ha costado sangre y lágrimas. Se han dado luchas en México para que se garanticen los derechos. No justificamos la implementación de gas lacrimógeno para esta protesta”, señaló.

Agregó que en cuanto supieron del altercado, fueron enviados visitadores de la CODHEY al lugar de los hechos. Sin embargo cuando llegaron el conflicto había concluido. Eso sí, se abrió una queja de oficio para investigar lo ocurrido, pues el organismo no requiere que una persona denuncie para iniciar las pesquisas.

Posteriormente cinco personas acudieron a la Comisión para ratificar la queja u ofrecer testimonios de lo acontecido, pues se sintieron agraviados por el suceso. Arjona Canto detalló que se están recabando vídeos, fotos y demás material para acreditar las violaciones a los derechos humanos, además que se solicitará un informe de los hechos a la SSP. Invitó a quienes fueron afectados o presenciaron el altercado a acercarse a la CODHEY para ratificar la queja o complementar la investigación.

AUTORIDADES CULPAN A FUEREÑOS

Esta mañana durante un acto protocolario, el gobernador Mauricio Vila Dosal expresó que los hechos se debieron a las provocaciones de “agitadores profesionales” oriundos de otras entidades del país, quienes -según explicó-, agredieron a los policías y los despojaron de su equipo de seguridad durante  la manifestación.

“Un grupo de manifestantes, alrededor de 50, no todos, gente que  muy poco tenían que ver con estas causas, agitadores profesionales, algunos aquí de Yucatán, otros que vinieron de otros estados de la República, empezaron a empujar a los policías. Después que  no surtió efecto la provocación, quitaron las vallas de seguridad y jalaron a elementos, los despojaron de sus escudos y equipos de protección, y jalaron a otro que fue golpeado por esos agitadores”, dijo.

Reiteró que al ver que agredían a sus compañeros y sin autorización de sus superiores, un policía estatal lanzó la granada de gas lacrimógeno, con lo que “la gente se dispersó y se acabó el conflicto”. Eso sí, mencionó que el elemento fue suspendido en tanto se investiga lo ocurrido.

Vila Dosal insistió en que los yucatecos no son violentos “y no pueden empezar hoy, agitados por la gente que viene de otros lugares de la República, a tener ese tipo de comportamientos”  e hizo un llamado a quienes tienen alguna inconformidad para dialogar con las autoridades estatales.

El mismo mensaje fue enviado horas más tarde por la Secretaria General de Gobierno, María Fritz Sierra. “En Yucatán el derecho de todas las personas a manifestarse será respetado. Los apoyamos y exhortamos a que lo sigan haciendo. Lo que no podemos permitir es que comience a pasar lo que sucede en otros estados, donde la gente cree que por su derecho a manifestarse puede cometer actos de violencia y agresiones hacia los cuerpos de seguridad”, externó.

También te puede interesar: Tres quejas contra la SSP por detenciones arbitrarias en la marcha feminista

Continuar Leyendo

Voz de la Península

Marcha contra de los impuestos y del reemplacamiento

Avatar

Publicado

en

El domingo 19 de enero, en punto de las 9 de la mañana en el remate del Paseo de Montejo se dieron cita cientos de ciudadanos para protestar contra la imposición de nuevos impuestos y el reemplacamiento vehicular que se propone cobrar el gobierno de Yucatán este 2020.

Acompañados de carteles y pancartas con consignas en contra del gobernador Mauricio Vila Dosal, pasadas las 9 de la mañana dio inicio la llamada Mega Marcha en Contra de los Impuestos Abusivos y del Reemplacamiento, que logró congregar a varios cientos de personas. La primera parada de los manifestantes fue en las oficinas del Partido Acción Nacional, situada en la calle 58 entre 51 y 53, donde los participantes señalaron el incumplimiento de las promesas de campaña del gobernador por lo que hubo voces que exigieron su renuncia.

Posteriormente, los manifestantes se dirigieron al Centro Internacional de Congresos, para mostrar su inconformidad ante el primer informe de gobierno del señor Vila. Al llegar a la calle 60 con 37, unas cuadras antes del recinto donde tuvo lugar la comparecencia del gobernador, la Policía Estatal recibió a los manifestantes con una valla y decenas de granaderos en formación. Los participantes en la marcha intentaron dialogar con los agentes de la policía, pero no tuvieron respuesta alguna y se detuvo la caminata durante varios minutos, de modo que pasadas las 10:40, los uniformados detonaron una bomba de gas lacrimógeno que impacto entre los inconformes, la cual causó estragos en la seguridad y salud de varias personas, donde se encontraban mujeres, adultos mayores y niños.

La marcha concluyó con una respuesta negativa por parte de las autoridades y con incluso tres civiles detenidos, por lo que muchos de los presentes pusieron en duda la posibilidad de que siga existiendo libertad de expresión y libre manifestación en el estado de Yucatán.

También te puede interesar: Protestas, machismo y represión en Yucatán

Continuar Leyendo

RECOMENDAMOS