Conecta con nosotros

Arte y ciencia

El hombre en el castillo de Philip K. Dick

Aracelly Guerrero Maldonado

Publicado

en

El hombre en el castillo (The man in the high castle) de Philip K. Dick, escrita en 1962, es una de las más famosas escritas ucronías sobre la segunda guerra mundial hasta ahora, nos relata dentro de la propia trama de la novela los diferentes resultados globales que pudo tener que Alemania. La segunda guerra, es un tema de por sí ampliamente explotado y se encuentra vívidamente presente en nuestro imaginario colectivo posmoderno, aun cuando nuestra nación, y menos nuestra generación, se hallan visto directamente involucradas en ella.  Esto último es lo que creo que mantiene no sólo vigente la novela, sino también la ha popularizado y repopularizado a lo largo del tiempo, tanto que hasta hay una serie de televisión (que no sabía que existía hasta que terminé el libro y que aún no veo).

Sin embargo, el libro en sí no es de corte muy tradicional, desde el punto de la ciencia ficción, ni tampoco es para todo público, estoy seguro que los historiadores de carrera y los entusiastas, lo amarán porque les proporcionará interminables puntos, enfoques y temas para discutir, volver a discutir y comentar.  Estrictamente hablando tampoco es del género común de ciencia ficción, es decir, los avances tecnológicos no son la base del relato, ni del universo creado por el autor, además su escritura es muy interior, nos muestra los pensamientos de los personajes, sus reflexiones, los eventos se van deslizando en los intervalos de estos monólogos internos, lo cual hace a los personajes muy cercanos, muy reales, Philip K. Dick es uno de los pocos escritores de ciencia ficción que profundiza tanto en la psique de los personajes.

Debo admitir que en un principio no me gustó, sentí que este libro no podía ser del mismo autor que había leído antes (a Philip K Dick, se le conoce sobre todo por sus novelas de género de ciencia ficción dura o de cyber punk, donde los elementos tecnológicos son la base de los argumentos, y es que yo ya había leído “Sueñan los androides con ovejas eléctricas” de corte cyber punk),  no hay adelantos tecnológicos, no hay androides, luego está el final, no es que no sea un recurso muy utilizado ya, el dejar las cosas sin un final contundente, pero creo que se vuelve cada vez más común esa tendencia, y a la cual me he ido acostumbrado con algo de recelo, en realidad lo que me confundió fue la revelación final, ¿Me pregunté? ¿Entendí bien?, y después, ¿Acaso importaba saberlo?  Creo que ese fue el punto, en realidad, no necesitaba saberlo, así como el personaje de Abedsen, no desea vivir una vida que no es una vida, ocultándose y viviendo en una fortaleza, dejando que las cosas pasen si tienen que pasar, a veces tampoco hay que resolver todas las dudas, como la vida misma, continúa y continua, así es también con el libro.  Supongo que fue la intención del autor de decirnos que si el mundo que imaginó fuera real, entonces todo lo que nos presente debe serlo también, así como las novelas de Dickens, de Conan Doyle, Dumas, nos presentaron una parte de sus mundos y costumbres mientras nos narraban una historia, del mismo modo en la novela se nos va presentando este mundo mientras se nos va contando una historia.  Mi conclusión como siempre es que lean y juzguen, el libro es sumamente atrapante, y además no es largo, por lo que se termina rápido, 100% recomendable, pero no para los amantes de la ciencia ficción tradicional, quedarían decepcionados, si son amantes de los temas sobre la segunda guerra mundial, de los nazis o si les encanta elucubrar acerca de qué hubiera pasado si…lean, les gustará, en lo personal siempre me encanta conocer las diferentes caras de la ciencia ficción.

“Vivían en un mundo psicótico.  Los locos estaban en el poder. ¿Desde cuándo? ¿Y cuántos se daban cuenta? No Lotze.  Si uno tenía conciencia de estar loco ya no estaba loco, quizá.  O empezaba a volverse cuerdo, y despertaba al fin.  Le parecía a Baynes que sólo unos pocos lo entendían así.  Gente solitaria, aquí y allá.  Pero ¿y que pensaban las masas?  Todos esos cientos de miles que vivían en esa ciudad, por ejemplo, ¿Imaginaban que vivían en un mundo cuerdo? ¿O vislumbraban, sospechando la verdad?”

También te puede interesar: El miedo a los animales de Enrique Serna

Continuar Leyendo
Clic para comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Arte y ciencia

CULTURA, CONCIENCIA Y COLECTIVIDAD: LA NUEVA APUESTA DE “LA68”, CENTRO CULTURAL

Lilia Balam

Publicado

en

Tras cinco años, las puertas del recinto volvieron a abrirse al público ayer. La nueva administración busca generar la reflexión de la cultura en colectivo, de manera consciente y generando colectividad.

Cultura, conciencia y colectividad: esos son los tres pilares del nuevo concepto de “La68”, popular centro cultural localizado en el Centro Histórico de la capital yucateca que, tras permanecer cerrado cinco años, volvió a abrir sus puertas al público.

La idea de retomar el proyecto surgió alrededor del 2017 y fue idea de Daniela Camacho, la nueva propietaria. “Al llegar a Mérida tenía muchas  ganas de armar un proyecto que sirviera para crear en comunidad y pensar la cultura en colectivo. La casa cultural de la 68 ya había cerrado y pensé que era un buen espacio para revivir el entusiasmo por tener manifestaciones artísticas emergentes, experimentales, y vincular otras preocupaciones, como el consumo consciente. Además mucha gente le tenía mucho cariño al proyecto y esa nostalgia merecía una segunda vida,”, describió.

Durante varios meses de arduo trabajo, el sitio fue renovado y desde ayer el acceso está abierto. Ahora La68 brinda espacio a dos proyectos alternativos: “La retorno – Ropería” y “Plants of wonder”. El primero apuesta por la reutilización de ropa vintage y de segunda mano, para evitar generar residuos sólidos y a la vez, disminuir el consumo de la industria textil, la segunda más contaminante del mundo. El otro es una opción de alimentación consciente, que ofrece comida elaborada artesanalmente con productos locales y libres de crueldad animal.

A partir del 6 de marzo, en el recinto se realizará el Seminario de Cine Contemporáneo del Centro Iberoamericano de Estudios de Foto y Cine. También se llevarán a cabo proyecciones de cine, presentaciones de libros y programas de fomento a la lectura para la niñez, pequeños conciertos, entre otras actividades.

“Buscamos que las personas sientan este lugar como su casa, como un lugar de encuentro. Queremos representar una idea de otras maneras de estar en el mundo, más amables, conscientes, cerca del arte”, sostuvo Camacho.

Al preguntarle si teme que vuelva a repetirse la historia y La68 deba cerrar por no ser un proyecto rentable –motivo por el cual el sitio fue clausurado en el 2015-, la propietaria indicó que aunque el arte y la cultura “no son los mejores negocios”, la verdadera preocupación es fomentar un espacio sostenible.

“Confiamos en la comunidad, en este entusiasmo que sentimos en las personas. Todos y todas podemos mantener el lugar vivo, si las personas se interesan en nuestras actividades y asisten no veo mayor problema”, concluyó. Para revisar las actividades y programas que se realizarán en La68, los y las interesadas pueden revisar sus cuentas de redes sociales.

Continuar Leyendo

Arte y ciencia

Los científicos ya han alertado; ahora le toca a los poderosos actuar para disminuir el ritmo del cambio climático

Héctor Hernández Pardo

Publicado

en

Afirma Jean-Pierre Sauvage, Premio Nobel de Química. Reiteró que la situación de emergencia climática en nuestro planeta es un hecho real. Criticó a gobernantes de países desarrollados y grandes magnates de la industria por su inacción y falta de sensibilidad. Interesante propuesta para desarrollar un movimiento encaminado a popularizar el conocimiento científico. Le causan “miedo” los negacionistas de la crisis climática

En los últimos tiempos es cada vez mayor el número de importantes científicos en el mundo que levantan la voz para alertar sobre el cambio climático  y sus consecuencias para la Humanidad  y la vida en la Tierra. Recientemente el francés Jean-Pierre Sauvage, Premio Nobel de Química (2016) lo ha hecho de manera rotunda.

Sauvage  ha reiterado en una reciente entrevista publicada por la agencia de noticias española EFE que la situación de emergencia climática de nuestro planeta es un hecho real sobre lo cual los científicos han dicho todo lo que tenían que decir.

En una contundente denuncia, que “parar el cambio climático a estas alturas es muy difícil, pero que está en manos de los poderosos hacer todo lo posible para al menos detener su acelerado ritmo”. Explicó que “los científicos han hecho ya su trabajo, ya han alertado y han demostrado fehacientemente las causas de ese proceso, y ahora corresponde el siguiente paso a los poderosos, que son los que tienen que hacer algo

El investigador galo, ganador del Nobel de Química hace tres años junto al británico Fraser Stoddart y al holandés Bernard Feringa por el “diseño y síntesis de máquinas moleculares” y su contribución a la nanotecnología, criticó claramente a los gobernantes de países desarrollados y a grandes magnates de la industria por su inacción y falta de sensibilidad ante el fenómeno que afecta a la Tierra y a sus habitantes.

En lo que constituyó una interesante propuesta, que ojalá prenda en los círculos científicos de todo el mundo, se pronunció por hacer cada vez más popular el acceso a la ciencia, para que la opinión pública presione a los decisores de políticas  y obliguen a estos a tomar radicales para detener el ritmo acelerado del calentamiento global  y consecuentemente defender el medio ambiente.

Al abundar sobre esa sugerencia, el Nobel de Química trasladó su convicción de que “la ciencia es muy importante y por lo tanto hay que hacerla accesible al público en general, para tener una sociedad más educada científicamente y lo que propongo es muy simple: salir a hablar con la gente, visitar institutos, celebrar encuentros con jóvenes”.

Se quejó que “en las noticias ya no se habla mucho de ciencia; antes se hacía más y ahora apenas se menciona. Creo que hay que reaccionar ante este problema”. “Los periodistas también tienen un papel muy importante en esta reconquista científica”, precisó.

Sin mencionar al presidente norteamericano Donald Trump, atacó a los negacionistas de la crisis climática que, según dijo, le causan “miedo” por sus mensajes en las redes sociales, donde “todos los días encuentras un millón de noticias falsas” y “la mayoría de la gente no tiene ni idea de lo que está hablando“.

También te puede interesar: LA SALIDA DE INGLATERRA DE LA UNIÓN EUROPEA REANIMA EL MOVIMIENTO INDEPENDENTISTA EN ESCOCIA

Continuar Leyendo

Arte y ciencia

Inauguran en Perú el primer acuario hecho con material reciclado

Avatar

Publicado

en

Al menos mil 145 kilos de residuos reciclados, entre plástico, madera, llantas, latas y vidrio, fueron utilizados para elaborar este acuario.

Tiburones hechos con latas, medusas creadas de bolsas plásticas, lobos de mar confeccionados con discos y tortugas hechas con plástico, son algunos de los atractivos visuales que conforman el primer acuario ecológico de Perú, el cual fue inaugurado este viernes por la viceministra de Gestión Ambiental del Ministerio del Ambiente (MINAM), Lies Linares.

“Este acuario es una representación del arte y del conocimiento en términos de biodiversidad marina. Así mismo resalta cómo apostamos en la valorización de residuos a favor de nuestro ecosistema”, destacó la funcionaria.

Esta iniciativa que busca visibilizar la contaminación de los mares y concientizar sobre la importancia del cuidado ambiental, fue desarrollada por Cencosud (Wong y Metro), aliado de la estrategia multisectorial y descentralizada “Perú Limpio”, impulsada por MINAM, e implementada con el apoyo de las organizaciones Ciudad Saludable y el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés).

En la elaboración del acuario, ubicado en el Centro Comercial Boulevard de Asia, se utilizaron más de mil 145 kilos de residuos reciclados, entre plástico, madera, llantas, latas y vidrio, que fueron proporcionados por Ciudad Saludable.

Otra característica significativa del lugar es que los visitantes contarán con la asistencia de biólogos marinos, quienes les explicarán las consecuencias de la contaminación de los mares y responderán preguntas relacionadas con los animales expuestos en el acuario.

“Como país tenemos el reto de disminuir la generación de residuos y fomentar el reciclaje. Este acuario es una manera de educar ambientalmente a la ciudadanía, en especial a los niños y niñas”, declaró Linares.

De manera gratuita, el acuario estará disponible al público hasta el 12 de abril en el Boulevard de Asia, a las afueras del supermercado Wong.

También te puede interesar: Artista transforma chicles tirados en insólitas obras de arte en Londres

Continuar Leyendo

RECOMENDAMOS